El control de acceso al mirador de Es Vedrà será de pago a partir de 2024

El Consell Insular d’Eivissa ha confirmado que el acceso al mirador de Es Vedrà será de pago a partir de 2024. El motivo del control de acceso, según se ha declarado, se realiza en base a la gran afluencia de gente que visita este lugar en los meses de verano.

En un principio, el control comenzará a partir de abril de 2024, y no se descarta que se mantenga durante todo el año. Es decir, quedan apenas unos meses para que podamos visitar este lugar sin rascarnos el bolsillo. La garita de control, similar a la que se encuentra a la entrada del Parc Natural de Ses Salines en Formentera, contará con personal de seguridad y el encargado de realizar el cobro.

El coste de la entrada para los coches oscilará entre 4 y los 19 euros

Según ha declarado la Consellera de Mediambient, Josefa Vagrossa, se trata de limitar la presión humana en este paraje único. Se ha constatado que la energía que se recibe de Es Vedrà «estaba siendo considerablemente menor» en las últimas temporadas.

El precio aún está por definir, aunque se barajan cantidades entre los 4 y los 19 euros por vehículo. El acceso será por tiempo ilimitado y dará derecho a realizarse un máximo de cinco fotos por persona. En caso de desear realizar más fotos, será necesario pagar un suplemento.

Tras el pago del acceso, se entregará a los visitantes un catálogo de buenas prácticas medioambientales, un CD de música chill-out y una xeremia, como recuerdo cultural de la isla.